Lugares para hacer turismo y desconectar

No hay nada mejor que elegir un destino turístico, hacer las maletas y desconectar totalmente de la rutina cotidiana, y es que se trata de una gran manera de relajarnos y poder disfrutar de un tiempo de calma, relajación y también de diversión.

Y es que tener experiencias nuevas al mismo tiempo que tenemos la oportunidad de conocer otras culturas, nos permite liberar en gran manera la ansiedad y el estrés causado por el día a día.

Y es que descubrir las maravillas con las que cuenta España y el resto de Europa, e incluso el mundo, se trata de una actividad perfecta para desconectarnos del día a día, por eso, a continuación queremos hablar sobre los mejores lugares para hacer  turismo y desconectar al mismo tiempo.

¿Cuáles son los lugares más acertados para desconectar y hacer turismo?

Alrededor del mundo existen diversos lugares que pueden ser el destino perfecto cuando deseamos hacer turismo y al mismo tiempo, poder desconectar de la rutina y el estrés diario, y entre ellos, podemos destacar los siguientes:

1.       Asturias (España)

Asturias destaca por estar entre los lugares más acertados de España si lo que queremos es poder desconectar en medio de hermosos ambientes rurales y paisajes de montaña, además de tener la oportunidad de hacer turismo rural a través del Camino Primitivo.

Cabe señalar que suele ser común escuchar que Asturias se caracteriza por ser el kilómetro cero cuando de turismo rural en España se trata, ya que ofrece la posibilidad de conectar con lugares realmente increíbles dentro de una gran red de encantadores hoteles, alojamientos rurales, albergues y casas entre las que se encuentran las preciosas “casonas asturianas”.

Asimismo, ofrece numerosas alternativas tanto de ecoturismo como de agroturismo, en las que no tendremos la oportunidad de disfrutar únicamente del paisaje, sino también del estilo de vida propio de esas zonas apartadas y ligados a la tierra.

2.       Pals (España)

Otro lugar perfecto para hacer turismo y desconectar, también en España, consiste en el  Pals, y es que este municipio ubicado en todo el corazón del Empordà cuenta con todo aquello que podríamos llegar a necesitar para lograr hacer a un lado la rutina diaria.

El mismo está formado por una hermosa y amurallada villa medieval repleta de callejuelas empedradas, torres visigóticas y casas de piedra arenisca, además de una gran playa dividida en 2 tramos (Platja Gran y Platja del Grau) a la cual es posible acudir en familia, realizar deportes náuticos y por supuesto, descansar teniendo una increíble vista de las islas Medes.

Además, podemos aprovechar el viaje para subir al macizo de Quermany, donde podremos disfrutar de una extraordinaria vista que incluye no solo la villa y la zona de marismas, sino también los arrozales e incluso la playa.

Igualmente, en la villa, también podremos degustar el arròs de Pals a la cassola, que destaca por ser su plato más tradicional.

3.       Düsseldorf, Alemania

Sin lugar a dudas, otro lugar totalmente apropiado para desconectar durante nuestras vacaciones, consiste en Düsseldorf, una ciudad alemana que no posee mucho más de 500.000 ciudadanos, y en la cual todavía no existe el turismo de masas.

No obstante, destaca por contar con una de las arquitecturas mejor conservadas de toda Alemania, al igual que una vida cultural y social bastante intensa que nos mantendrá entretenidos en todo momento.

4.       Las Islas Cíes

Las Islas Cíes, ubicadas en medio del océano Atlántico, pertenecen al Parque Nacional de las Islas Atlánticas de Galicia, y se trata de auténticos miradores naturales desde los cuales podemos tener la oportunidad de ver la gran diversidad de aves que habitan en la desembocadura de la ría de Vigo.

Cabe mencionar que las gaviotas destacan por ser las reinas de los islotes (San Martiño, Monteagudo y do Garo), los cuales componen este hermoso ecosistema ideal para esos momentos donde deseemos desconectar del ajetreo de la ciudad.

Breslavia (Polonia)

Ubicada en el suroeste de Polonia, podemos encontrar Breslavia, un destino perfecto en el cual podremos desconectar fácilmente desde el primer momento.

Situada específicamente en la Baja Silesia, la ciudad se encuentra entre las grandes desconocidas de las rutas turísticas europeas, sin embargo, posee una extraordinaria arquitectura, y también una apasionante historia.

La Selva de Irati (España)

La hermosura que caracteriza a la Selva de Irati, sin duda alguna, se trata de algo que no es posible olvidar, y es que este lugar del territorio español destaca por tener una de los principales bosques de abetos y hayas que existen en toda Europa.

De igual manera, se encuentra entre los destinos ideales a los que podemos viajar para poder desconectar, sobre todo gracias a los extraordinarios espectáculos visuales que tienen lugar durante el otoño, época en la que la naturaleza se colorea con una paleta cromática, y donde destacan especialmente tonos ocres, amarillos, rojos y verdes.

La Habana (Cuba)

Finalmente, al hablar de lugares para hacer turismo y desconectar, es apropiado mencionar La Habana, en Cuba.

En este lugar alrededor del 98% de los hoteles no cuentan con conexión Wi-Fi y además, el acceso a la red suele ser bastante limitado, de modo que en este destino, solo se puede utilizar el móvil con el fin de tomar fotos, realizar llamadas y saber qué hora es.

Comenzando en la Habana Vieja, hasta llegar a la Playa Varadero, no cabe duda que este lugar proporcione numerosas oportunidades para desconectar completamente, y disfrutar de un tiempo de relajación total.

 

 

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *